miércoles, junio 3

Cuando uno cree que lo ha visto todo...

Después de los últimos post que puse, han pasado muchas cosas. Pero en general dejé de escribir porque las cosas que están pasando en nuestro país dejaron de sorprenderme y por tanto de indignarme. Llega un momento en el que desahogarse no vale la pena, porque ya no te ahogas, te acostumbras a vivir bajo el agua... o a respirar menos a menudo.

Somos un país que no es un país, tenemos la historia y la cultura que tenemos y pensamos que las cosas que son de todos no son de nadie, que el pringao es el que no aprovecha las oportunidades de apropiarse de aquello que 'no es de nadie' y el pesado el que increpa al que hace un uso indebido de aquello que 'no es de nadie'.

Nuestros líderes no son diferentes de sus ciudadanos y por tanto tenemos una camarilla política que nos gobierna conforme a ésos principios. Gobiernan al corto plazo porque saben que tenemos corta memoria. Hacen cosas sin pensar en recuperar las inversiones, muchas de ellas innecesarias, para poder decir que han hecho algo y por el camino se embolsan comisiones o contratan/benefician a familiares y amigos. Mienten, porque saben que nos nos acordaremos de lo que han dicho... y en medio de todo ésto tenemos una participación inferior al 50% en las elecciones. En fin señores... que ésto es España y yo ya me conformo con decir aquello de 'otras cosas buenas tenemos'.

Ya había asumido todo éso.. y aun encuentro cosas que me sorprenden, concretamente esta noticia.

Vaya por delante que no soy usuario de movistar, os hago un breve resumen:
> movistar hace una publicidad de movistar fusión, en ésa publicidad dice que el precio es "para siempre"...
> movistar en Mayo sube 5€ el servicio...
> un usuario denuncia...
> La Comisión Nacional de Competencia avala la subida de precios porque se entiende que todas las publicidades mienten...

De verdad un día de éstos se me van a caer los ojos..

martes, febrero 4

Mentira y de las gordas.

Me vais a perdonar este corto post.. pero es que en éste mundo de creatividad en el que se ha convertido la política, en el que la fuga de nuestros jóvenes talentos es 'movilidad exterior', la destrucción de empleo es 'crecimiento negativo' he leído un una cosa que me ha dejado patidifuso... es una nueva forma de dignificar la expresión 'mentira malintencionada de las gordas' se llama:

'tergiversación estratégica'


¿Cómo se os queda el cuerpo?

"Hijo, no tergiverses estratégicamente que está feo." "No papa, sólo era una tergiversación estratégica para ahorrarte el disgusto de que supieras que me han quedado 6."

Pronto copiar será una "maniobra creativa de demostración de conocimiento"

miércoles, enero 8

El misterio de la bolsa.

Soy un gran ignorante de la economía estadounidense y la española. Hoy todos nos hemos acostumbrado a leer noticias económicas y la pregunta que llevo varios meses haciéndome es:
¿WTF está pasando con el IBEX?

Cómo puede ser que nuestra deuda pública esté en máximos históricos (un 93,7% del PIB según las cifras publicadas del tercer trimestre de 2013) un paro astronómico, un consumo interno de risa... y el IBEX subiendo como la espuma...

¡Las exportaciones! Mira no, si las exportaciones pudiesen compensar el bajo consumo interno, no tendríamos las cifras de paro que tenemos. ¿Pues alguien tendrá que fabricar lo que exportamos no?

Resulta que en estados unidos llevan un tiempo haciendo una cosa que me ha parecido la mar de interesante. Os lo resumo en lo siguiente:
 > El estado inyecta liquidez en el mercado provocando una bajada de los tipos de interés.
 > Los bancos aprovechan ésa liquidez para prestar a las grandes empresas.
 > Las grandes empresas compran sus propias acciones con ése dinero y las acciones suben, arrastrando a otros a comprar por el movimiento alcista.

Y patada a la rueda latosa... que gira y gira... ¿Hasta cuando?

No he podido evitar pensar en que en España llevamos meses escuchando que los bancos no dan hipotecas ni prestan a las pymes... sin embargo tienen liquidez (los que no la tenían se acogieron al rescate bancario y ya la tienen) y la situación crediticia sigue igual... a dónde se han ido los millones del frob... a parte de a pagar alguna jubilación...

¿No estarán nuestras grandes empresas y bancos haciendo la misma jugada que en usa?

¿No estarán tratando de seguir engañando aún más al pequeño ahorrador para que invierta de nuevo y pierda sus restantes ahorros en la bolsa para que ellos se lo lleven un segundo antes de que volvamos a caer?

viernes, diciembre 27

Responsabilidad colectiva o individual, Conclusiones 1

Estoy seguro de que hay más cuestiones nocivas que forman parte de las causas de nuestra realidad actual. Como en cualquier análisis, es imposible saber con seguridad que importancia tiene cada causa y si has abarcado todas ellas, pero creo que he hecho un buen resumen.

Creo que estamos de acuerdo en que en nuestra sociedad (española) hay un clima demasiado relajado respecto a varias cuestiones que podríamos resumir en civismo. Nuestros legisladores no son además un buen ejemplo pues legislan en general en contra del interés general de la población, salvo populistas excepciones, y a favor de los intereses de empresas o de algún familiar o amigo de pupitre.

Tengo claro que el camino pasa por ser (en España) más conscientes, más responsables, más respetuosos con los demás (me refiero sobre todo a personas desconocidas y anónimas) y con nuestro entorno.

Lo interesante sería encontrar alguna vía de mejora y cuando pienso sobre ésto siempre me encuentro, antes o después con la misma disyuntiva, el origen del cambio tiene que venir del cambio individual (al colectivo) o del colectivo (al individual).

Las posibilidades que veo son las siguientes:

> Que el cambio esté liderado por individuos que educan sus hijos para que tengan una conciencia de colectivo, generosa y constructiva que ayude a que su vecindad, su ciudad, su comunidad autónoma, su país progrese en su conjunto a medio y largo plazo. Que se acostumbren a compartir y consensuar las decisiones y a ceder alternativamente. En definitiva a construir. También hay que enseñarles a condenar al que destruye intencionadamente y a enfrentarse (desde la educación y el respeto) y descartar a las personas que destruyen y/o que impiden construir.

> Que el cambio venga de la mano de unos legisladores mejores que cambien las leyes y la educación para intentar dirigir a través de la educación pública un cambio social dirigido a aprender las bondades de la disciplina, el civismo, la seriedad.

Yo, personalmente, creo que la única vía posible (aunque poco probable) es la primera. Por la manera de pensar que tengo antes de exigir moralmente nada o otras personas, debo ser yo quien con mi ejemplo y actitud demuestre mis valores. No puedo pedir civismo si no lo practico.

¿Que otras alternativas véis? ¿Qué pensáis?

jueves, diciembre 5

La envidia, capitulo 6.

Siempre he pensado que la envidia en sí misma no es una emoción/motivación negativa, desear lograr cosas que vemos a nuestro al rededor es una fuente de motivación que puede ayudarnos a ser felices si sabemos dirigir nuestro esfuerzo.

Mirar a nuestro alrededor y ser capaces de ver lo que nos gustaría hacer con nuestra vida, en forma de metas a lograr es tremendamente positivo. Es lo que creo que comúnmente se llama envidia sana que a mi entender se traduciría en algo como "Me alegro por ti e intentaré encontrar la manera de conseguirlo para mi."

Pero la envidia tiene un lado oscuro, que por desgracia es el que más abunda en nuestra sociedad. Lo traduciría como "Me fastidia que tu logres cosas y desearía que tu no las lograses y yo si." entiendo que como en las anteriores disertaciones, es algo que nos hace mucho daño a todos individual y conjuntamente.

Yo diría que esta doble sensación que produce la envidia está presente en todos nosotros desde el principio y forma parte de nuestra naturaleza competitiva y evolutiva pero creo que hay presentes una serie de factores en nuestra sociedad que nos dificultan ser felices y que potencian en exceso la parte negativa de éste sentimiento.

Como consecuencia de nuestra historia e idiosincrasia tendemos a aceptar o rechazar las cosas en su conjunto. No tenemos tradición de realizar crítica constructiva y tendemos a ponernos a favor o en contra de una cuestión al completo, sin excepciones ni fisuras. Creo que a consecuencia de ésto, al rechazar la religión (católica) se rechazan también muchos valores positivos que sin ser exclusivos de la religión suele estar entre los más importantes de todas las religiones. Un valor muy importante sería condenar especialmente a quien actúa en contra de miembros de su propia comunidad.

Otro sería el desprecio del esfuerzo del que hemos hablado, porque es más fácil arrebatarle algo a otra persona, que conseguirlo por tus propios medios.

Añadiría también la falta de arraigo y la autonomía mal entendida pues ambos provocan una apreciación muy limitada de los miembros de 'tu comunidad' facilitando que puedas justificar tus acciones en contra de otras personas.

Todo ello combinado convierte a muchos de nosotros en personas infelices que miden su felicidad exclusivamente en función de lo que hacen otros.

Cuando serías más felices si fuésemos capaces de mirar con admiración a aquellos con talento y/o esfuerzo consiguen llevar a cabo sus proyectos y nos alegrásemos por ellos.

lunes, noviembre 18

El equipo azul y el equipo rojo, capítulo 5.

A consecuencia en gran parte a lo acontecido en el artículo anterior, tenemos otra limitación auto-impuesta en forma de prejuicio que no nos dificulta ver más allá.

Es curioso como cuando hablamos de personas del equipo azul y del equipo rojo todos nos hacemos una idea bastante clara de lo que estamos queriendo decir... esto nos condena a ignorar los matices y convierte la discusión política en una cuestión de blancos y negros y al final nos reduce a tener ideales casi más por oposición a algo que no nos gusta que por convicción con algo que nos simpatiza.

A veces da la sensación  de que buscamos cosas en las que no ponernos de acuerdo porque si no estamos de acuerdo no tenemos que hacer nada.

Ponerse de acuerdo es mucho más trabajoso, hay que conversar, discutir, argumentar e invertir tiempo en pensar alternativas que nos desagraden a todos por igual, hay que ceder, hay que defender cosas con las que no estás del todo de acuerdo y después de todo ese proceso, hay que trabajar para traducir el difícil consenso en un proyecto realizable.

Mientras no hagamos de la diferencia algo interesante que explorar, algo que valga la pena valorar, experimentar, seguiremos siendo una sociedad dividida donde nos empeñamos en remar unos en contra de otros en lugar de hacerlo todos en la misma dirección.

Y una sociedad polarizada beneficia a las personas que tienen la sartén por el mango, porque al final la población nunca está unida en nada para presionar al gobierno masivamente y los que empujan en favor de una minoría son los lobbies, pero ésa es otra historia.